¿La menstruación es asquerosa? ¿Debes avergonzarte por ella?

Para analizar este tema es preciso entender qué es la menstruación. En pocas palabras, la menstruación es un proceso que prepara a la mujer para quedar embarazada.

Todo comienza con la liberación de hormonas (estrógenos y progesterona) por el ovario. De cierta forma las hormonas son mensajeras químicas que le dicen al recubrimiento interno del útero (endometrio) que aumente su tamaño. Esto con el fin de que un óvulo fecundado se desarrolle en él. Si no se fecunda el óvulo el recubrimiento se rompe y el tejido uterino sale por la vagina en forma de sangre.

¡Y voilà! Así tenemos el flujo menstrual.

La sangre menstrual está compuesta de agua, células muertas del endometrio, lípidos, proteínas y hormonas. Entonces ¿se puede decir que es asquerosa? Hmm… puede ser. Pero ¿sabes qué sí es realmente asqueroso? El excremento, la saliva, orina… ¿Y qué crees? Tanto hombres como mujeres producen estas cosas.

A lo que quiero llegar es que da igual si parece asquerosa o no. Hay cosas más asquerosas que salen del cuerpo humano sin importar el sexo. Es bastante injusto que por tu condición de mujer te sientas avergonzada con la menstruación, un proceso natural que ni siquiera puedes controlar.

Lo importante de este tema es eliminar el estúpido tabú que por cientos de años ha afectado a las mujeres. Sin embargo, lo más curioso es que este tabú mayormente está presente en el sexo opuesto. Háblale a un hombre sobre la menstruación y verás como pone una expresión de asco.

Pero no te debe importar lo que ellos opinen. Solo piensa que no saben lo que dicen y vive sin prejuicios. La menstruación, como ya sabes, es un proceso natural para la mujer e indispensable para la reproducción humana.

El cambio empieza por ti. La meta es que hablar de la menstruación sea tan normal como contar qué desayunaste hoy o cuánto te gustan los gatitos.

¡Comparte para un mundo libre de tabús!

Deja una respuesta